www.interempresas.net
  Frutas Hortalizas
es en ca
 
Manzana, Malus domestica / Rosaceae
Nota: Composición de peso fresco comestible por 100 g.
Valores en formato ( mín. - máx. ).
Energía: 47.00-61.54 kcal
Lípidos: 0.10-0.58 g
Fibras: 1.80-2.20 g

Minerales

Calcio: 4.00-7.10 mg
Cinc: 0.100-0.103 mg
Cloro: 2.20-2.20 mg
Fósforo: 6.07-12.00 mg
Hierro: 0.100-0.480 mg
Magnesio: 5.00-6.40 mg
Manganeso: 0.030-0.100 mg
Potasio: 116.00-144.00 mg
Selenio: 1.38-1.38 µg
Sodio: 3.00-6.00 mg
Yodo: 1.08-3.90 µg
Proteínas: 0.24-0.40 kcal
Carbohidratos: 11.43-13.37 g

Vitaminas Liposolubles

A Retinol: 0.00-4.33 µg
A Carotenoides: 18.00-26.00 µg
E o Tocoferol: 0.490-0.590 mg
K o Filoquinona: 2.20-2.20 µg

Vitaminas Liposolubles

B1 o Tiamina: 0.023-0.035 mg
B2 o Riboflavina: 0.020-0.032 mg
B3 o Niacina: 0.100-0.68 mg
B5 o Ác. Pantoténico: 0.100-0.100 mg
B6 o Piridoxina: 0.060-0.103 mg
B9 o Ácido Fólico: 1.32-12.00 mg
C o Ác. Ascórbico: 1.32-12.00 mg
Nota: Composición de peso fresco comestible por 100 g.
Valores en formato ( mín. - máx. ).
Energía: 238.00-254.81 kcal
Lípidos: 0.30-1.63 g
Fibras: 9.70-10.07 g

Minerales

Calcio: 16.00-38.00 mg
Cinc: 0.50-0.50 mg
Cloro: 1.00-1.00 mg
Fósforo: 33.00-50.00 mg
Hierro: 0.50-3.00 mg
Magnesio: 16.00-16.00 mg
Manganeso: 0.50-0.50 mg
Potasio: 540.00-622.00 mg
Sodio: 10.00-16.00 mg
Proteínas: 0.80-2.00 kcal
Carbohidratos: 56.97-60.10 g

Vitaminas Liposolubles

A Retinol: 0.00-0.00 µg
A Carotenoides: 91.00-91.00 µg
E o Tocoferol: 1.45-1.45 mg

Vitaminas Liposolubles

B1 o Tiamina: 0.058-0.100 mg
B2 o Riboflavina: 0.025-0.100 mg
B3 o Niacina: 0.40-0.40 mg
Manzana
La manzana es el fruto ideal para tomar a cualquier hora y participa positivamente en la consecución del equilibrio alimentario. La piel puede ser de color verde, amarilla o rojiza, y la carne va desde un sabor agrio hasta el dulce.

Es uno de los frutos más consumidos en el mundo. La gran cantidad de variedades existentes hacen que se encuentren al alcance del consumidor durante todo el año.
Alimentación y nutrición
La manzana provee al ser humano de gran cantidad de vitaminas y otros nutrientes con efectos beneficiosos para la salud.

Por su contenido en fibra actúa como regulador de numerosas molestias intestinales. Su consumo en crudo resulta un excelente dentífrico natural, limpia y blanquea la dentadura y favorece a las encías.
El Fruto
La manzana es el fruto ideal para tomar a cualquier hora y participa positivamente en la consecución del equilibrio alimentario. La piel puede ser de color verde, amarilla o rojiza, y la carne va desde un sabor agrio hasta el dulce.

Es uno de los frutos más consumidos en el mundo. La gran cantidad de variedades existentes hacen que se encuentren al alcance del consumidor durante todo el año.

La manzana es, junto con el plátano y los cítricos, uno de los frutos más consumidos en todo el mundo. En el hemisferio norte es, sin duda, el fruto del que existen más plantaciones.

En el Reino Unido, el consumo por persona y semana es de 175 g (según National Food Survey 1996, citado en Fresh Produce Desk Book 1988), lo que significa un consumo anual de 9,1 kg. En la revista alemana ‘Der Mark –Obst un Gemüse 8/2000’ se muestra un cuadro con los consumos por habitante y año de manzanas para los últimos 5 años. Durante los periodos 1995/96, 1996/97 y 1997/98 los consumos han sido, respectivamente, 19,5, 19,7 y 19,4. Para 1998/99 se citan el dato provisional de 20,2 y para 1999/2000 se recoge la previsión de 21,9. Según estos datos hay un ligero aumento en el consumo europeo.

La manzana tiene la ventaja que es un fruto fácil de consumir, como postre, entre horas, en el colegio, la oficina... Y, por su bajo contenido calórico, no desequilibra ninguna dieta ya que tiene menos de 100 kcal.

Se trata de un tipo de fruto denominado botánicamente pomo. Se caracteriza porque, además de las semillas y del ovario, en su formación intervienen otras partes de la flor. La parte central está dividida en cinco compartimentos huecos que contienen las semillas.

Existen numerosas variedades de manzanas; éstas se diferencian por la forma del fruto, que puede ser redondeado, alargado o achatado; por el color, que puede variar desde el rojo brillante hasta el verde; por el color de la pulpa, por el sabor –hay manzanas en que predomina el dulzor sobre la acidez y otras, por el contrario, muy ácidas-; por la textura, que va de muy crujiente a harinosa, aunque esto último puede ser también un problema de conservación; por la época de maduración, por las características del árbol, aptitud para la conservación, comportamiento ante enfermedades y plagas, etc. También difieren las manzanas en el tamaño, tanto dentro de una misma variedad como entre variedades; las manzanas utilizadas para cocinar suelen ser más grandes que las de consumo en fresco.

La época de cosecha va desde finales de verano a principios de otoño, pero las manzanas están disponibles todo el año debido a sus excelentes condiciones de conservación –es una de las frutas que, con las técnicas apropiadas, puede almacenarse más tiempo- y, en la actualidad, también provenientes del Hemisferio Sur. Una manzana puede durar 6 meses conservada en aire normal y hasta 10 bajo atmósfera controlada. Actualmente el consumidor aprecia el producto "fresco" y le da "valor"; las facilidades de transporte hacen que durante todo el año haya disponible producto que no ha estado prácticamente en cámaras de conservación.

Las manzanas se consumen como postre, tanto por piezas enteras como formando parte de macedonias; cocinadas enteras o haciendo un puré o compotas; en repostería; conservadas en forma de puré o mermelada; deshidratadas; y también para la producción de zumo de manzana, sidra y vinagre.

Para las manzanas que se consumen como postre la textura adecuada debe ser jugosa y crujiente y el sabor preferentemente dulce, mientras que las manzanas que se procesan generalmente son más ácidas. Las manzanas para sidra pueden ser más astringentes.

La pulpa de las manzanas contiene hasta un 25% de aire alojado en los espacios entre las células; durante el procesamiento, este aire debe ser expulsado para evitar que el producto resultante se estropee.
La planta
El manzano es un pequeño árbol que no llega a superar los 10 m de altura, aunque a nivel comercial se utilizan variedades que son de menor tamaño, para facilitar la cosecha y otras operaciones de cultivo. Tienen también la ventaja que los frutos quedan más expuestos al sol que en árboles grandes y su calidad es mejor por eso. Para obtener árboles más pequeños se utilizan portainjertos enanizantes.

La planta forma una copa globosa y tiene un tronco recto, que puede llegar a los 2,5 m de altura. La corteza de las partes de más edad del árbol es escamosa y de color grisáceo; en cambio, en las ramas jóvenes es de color ceniza con algún matiz verdoso y tiene unos pequeños poros, denominados lenticelas, que permiten el intercambio gaseoso con la atmósfera.

Las hojas tienen forma elíptica y los márgenes son aserrados, con los dientes obtusos.

Las flores son vistosas, se abren unos días antes de que aparezcan las hojas, lo que da al árbol un aspecto llamativo cuando está en plena floración. Se agrupan en conjuntos de 3 a 6, formando corimbos. Son hermafroditas, es decir, una sola flor tiene los dos sexos. Los pétalos pueden ser de blanco a rosa claro.

La vida media de un manzano oscila entre los 60 y los 80 años, aunque en plantaciones comerciales se puede reducir a la mitad o incluso menos.
Interempresas Media, S.L. / 2017 [ Aviso legal | Política de cookies | Publicidad]